Isla de A Creba
      A la entrada del municipio, según se llega desde Santiago por la AC-550, en la parroquia de Esteiro, frente al cabo Uhía, se encuentra la isla de A Creba. Un islote de una particular belleza muy cerca de la costa.
     Esta isla fue motivo de conflicto entre los ayuntamientos de Muros y Outes en los años 90, pues ambos reclamaban la titularidad de los terrenos. El origen de la disputa vino dado a consecuencia de que Muros nunca incluyera en el inventario del ayuntamiento esas tierras, y en 1922, aprovechando esta circunstancia, una pareja de Outes la registró a su nombre.
     Un heredero de los propietarios de la isla construyó en ella un pequeño embarcadero, y una gran vivienda en el centro del islote. A pesar de las reclamaciones populares y de las presiones ejercidas por el ayuntamiento muradano y el alcalde de Noia en aquel tiempo, Pastor Alonso, quien llegó a juntar un pequeño grupo de jóvenes con quienes pasó una noche en la isla en protesta por lo que consideraban una apropiación del patrimonio público, las obras fueron llevadas a cabo. En 1999, una orden ministerial declaraba ilegal el embarcadero, por encontrarse en terrenos de dominio público, concretamente de la competencia de costas del estado. Inmediatamente, este organismo ordenó el derribo del muelle y del pequeño dique de abrigo. Pero, con el correr de los años, lo que había sido motivo de actualidad local en aquel entonces, fue olvidado, y la orden de derribo del embarcadero y el pequeño dique sigue sin ser ejecutada.
      Las características de este pequeño enclave aportan un especial atractivo al lugar. Prácticamente cubierta su superficie por un bosque de pinos, casi no se aprecia la construcción que se alza en el medio . Muy cerca  hay otro pequeño islote, conocido como «Isla Vella».En la edad media, A Creba fue refugio de piratas, que salían de aquel lugar para asaltar las localidades que poblaban las orillas de la ría.
      Existió allí una ermita en honor al Santo Cristo y Nuestra Señora de la Soledad, según consta en un documento datado en 1762, perteneciente a los archivos privados de la casa Giance-Patiño-Artaza. Incluso, existe la creencia de que se celebraba allí una romería popular, si bien no hay certeza de que esto último se ajuste a la realidad.
JMBLibros - Muros
© Todos los derechos reservados
Email: JMBLibros@villademuros.com
mardehistoria@villademuros.com
REDES SOCIALES